Inicio arrow Noticias arrow Telefónica: "La confianza es básica para mercados y consumidores"
Telefónica: "La confianza es básica para mercados y consumidores"

El secretario general técnico de la Presidencia de Telefónica, Luis Abril, sostiene que en tiempos de crisis la confianza es básica para mercados, proveedores y clientes, y que la confianza es, precisamente, uno de los efectos positivos de formar parte del índice Dow Jones de Sostenibilidad (DJSI).

 

Abril ha concedido una entrevista a la agencia Efe días después de conocerse que Telefónica ha conseguido situarse por segundo año consecutivo como líder mundial del sector de las telecomunicaciones en ese selectivo índice.

El encuentro tiene lugar en su despacho, un espacio presidido por una obra del pintor colombiano Willy Ramos, que pone el colorido, y una escultura de un chino de Juan Muñoz, que invita a la reflexión.

En 2000, Telefónica se propuso ser líder en el índice Dow Jones de Sostenibilidad y empezó a trabajar en ello con el objetivo de conseguirlo en 2011. Lo logró antes, en 2009, y repite este año.

P: Para los profanos que no están familiarizados con este tipo de índices, ¿qué es el DJSI?

R: El DJSI es un índice que, basándose en 19 criterios, valora las políticas y los modelos de negocio de las grandes empresas del mundo y las clasifica de acuerdo con un criterio de sostenibilidad, es decir, de acuerdo con la idea de que esas políticas y esos modelos de negocio van a ser, o no, perdurables en el tiempo.

Eso supone que las políticas y el modelo de negocio de la compañía en los aspectos económico, social y medioambiental van a ser predecibles y, por lo tanto, van a ser generadores de confianza para todos los grupos de interés que se relacionan con ella.

P: ¿Qué ventajas tiene para las empresas formar parte de este índice, tanto de imagen como de valoración para los mercados?

R: Puntuar bien en este índice genera confianza en todos los grupos de interés que se relacionan con la compañía y por tanto también en los mercados. Lo que quiere decir que hay una prima de precio, una prima de valor que añade el calificar bien; de la misma manera que se reducen los descuentos por riesgos. Por lo tanto, para los mercados la confianza generada evidentemente actúa de manera positiva.

Una buena calificación en el índice también genera efectos positivos con clientes, empleados, con la sociedad. Básicamente, con todo el mundo.

P: Teniendo en cuenta los movimientos de los mercados de los últimos años, ¿creé que realmente valoran los esfuerzos de sostenibilidad de las empresas?

R: Cada vez más. Yo creo que el DJSI tiene una valoración muy clara para los mercados y las instituciones, que saben perfectamente lo que es y lo incluyen en sus esquemas de valoración.

Yo creo que uno de los grandes valores que las compañías pueden generar en estos tiempos de incertidumbre y de crisis generalizada es la confianza y, por lógica, el índice actúa en este sentido de forma muy clara.

P: ¿Qué supone para Telefónica encabezar por segundo año consecutivo el DJSI en el sector de las telecomunicaciones?

R: Es una garantía de hacer bien las cosas y, por tanto, es un motivo de orgullo enorme para la compañía. Yo suelo decir que este tipo de índices, y concretamente el DJSI, no valoran sólo qué cosas hace la compañía sino también cómo se hacen las cosas.

Hemos trabajado ocho años en el diseño de procedimientos y políticas y de definición de modelos que nos permitieran encabezar el índice. Yo creo que es muy importante para esta compañía, es muy importante para el sector y también para el país.

P: Supongo que no será fácil mantener esa posición de privilegio. ¿En qué debe trabajar Telefónica para conseguirlo de nuevo el próximo año?

R: Los criterios que se juzgan son muchos. El índice nos va indicando en qué parámetros estamos mejor o peor. La media que hemos conseguido es de 84 puntos sobre 100. Es un índice muy alto, más de veinte puntos por encima de la media.

El índice nos dice dónde tenemos que mejorar. Donde hemos puntuado un poquito peor intentaremos ir para arriba y donde hemos puntuado muy alto intentaremos mantenernos.

En los temas medioambientales, el año pasado puntuamos un poco más bajo y éste hemos mejorado bastante. En los temas económicos, la compañía es de diez, es un fenómeno mundial. En los temas sociales también estamos haciendo un esfuerzo.

P: Desde una perspectiva amplia, ¿qué se entiende por sostenibilidad? ¿Cuáles son los puntos clave de una gestión sostenible?

R: Se trabaja en todo: en la definición del modelo de negocio, en las relaciones con los clientes, en las relaciones con los proveedores. Se trabaja en la política laboral, en las relaciones con la sociedad, en las relaciones con el medio ambiente.

El índice lo que hace es garantizar que el trabajo sobre esos factores y las políticas que hacen referencia a ellos se van a poder aguantar durante los próximos años.

P: ¿Cómo afecta a las empresas la aplicación de esas políticas de sostenibilidad?

R: El DJSI no es un índice de aprovechamiento de relaciones públicas. Trabajar para puntuar bien en el índice ha implicado que muchas políticas de muy distintos órdenes -económico, social y medioambiental- se han tenido que alterar un poquito para que el índice pudiera garantizarlas y de alguna forma pudiera otorgar confianza en cuanto a su mantenimiento en el tiempo.

P: ¿Considera que los consumidores tienen en cuenta las políticas de sostenibilidad para elegir a un proveedor de bienes o servicios?

R: Cada vez más. De la misma manera que los mercados, los grandes proveedores o las instituciones entienden bien la confianza que una compañía tiene que generar y su mantenimiento en el tiempo, probablemente el consumidor individual lo entiende un poco menos. Pero creo que es cuestión de todos nosotros que lo puedan hacer y se hagan participes de la confianza que genera la compañía.

Creo que en cualquier política de comunicación -aunque insisto en que el DJSI es un índice de gestión y no de comunicación- hay dos patas: la primera es hacer las cosas bien, que es lo que el índice garantiza, y lo segundo es contarlo y que el consumidor individual sepa que la compañía lo está haciendo bien.

P: ¿Cree que las Administraciones Públicas tienen en cuenta si una empresa desarrolla o no una gestión sostenible al adjudicar sus contratos?

R: Con toda seguridad. Estamos en tiempos en los que la confianza es el valor básico en las relaciones con las grandes organizaciones y también con las medianas y las pequeñas. Y yo creo que este índice lo que otorga es confianza en que la compañía está haciendo las cosas bien y los procedimientos son los que tienen que ser.

P: ¿Considera que las empresas españolas han avanzado en los últimos años en la aplicación de una gestión sostenible?

R: Las empresas han avanzado enormemente y a ello ha contribuido de manera muy clara el hecho de que estos índices empiecen a tomar carta de naturaleza en todo el mundo. Y las cúpulas de las empresas españolas han entendido que el valor confianza hay que perseguirlo por el camino que fuere y han visto en estos índices un buen camino.

 
< Anterior   Siguiente >